Celulitis

  • Celulitis

En medicina estética, la celulitis se define como una afección del tejido subcutáneo que se presenta sobre todo en la cara externa de los muslos, cara interna de las rodillas, glúteos y abdomen, deformando la superficie cutánea, formando nódulos y hoyuelos que ocasionan el aspecto de ¨piel de naranja¨.

La mayoría de investigadores reconoce como factores que explican las causas de la celulitis los siguientes:

  • Diferente conformación anatómica entre hombres y mujeres de los septos fibrosos que separan los lóbulos adiposos entre sí.

  • Alteraciones de la microcirculación.

  • Edema originado por la excesiva hidrofilia de la matriz intersticial.

  • Factores inflamatorios.

  • La acción de los estrógenos y otras hormonas.

La predisposición genética, el sexo y la raza juegan también un papel importante en el desarrollo de la celulitis. La vida sedentaria, las dietas ricas en grasas y carbohidratos, el estrés, el abuso del tabaco y el alcohol y medicamentos como antihistamínicos, tratamientos antitiroideos o para el corazón contribuyen a su agravamiento. Pero también las hormonas sexuales juegan un papel importante. La celulitis se agrava con la ingesta de estrógenos, anticonceptivos y el embarazo. También puede presentarse en hombres con deficiencias hormonales de andrógenos.

Se ha clasificado la celulitis en 4 grados en función de la existencia o no de piel de naranja .

En función de la consistencia de la piel, también se ha clasificado la celulitis en dura, flácida, edematosa y mixta.

Celulitis y obesidad no son el mismo problema, pero aunque la obesidad no causa la celulitis puede agravarla.

Al ser la celulitis un problema con causas multifactoriales, los tratamientos también deben de cubrir todos los aspectos que contribuyen a su aparición y los tratamientos para su mejoría siempre son combinados.

En primer lugar realizamos una valoración del grado de celulitis y de su extensión, en función de la cual recomendamos al paciente una alimentación y ejercicio adecuados. La dietoterapia y la actividad física son importantes para combatir el problema de la celulitis.

Posteriormente realizamos micro infiltraciones con productos homeopáticos (mesoterapia) en las zonas afectadas, cuyas fórmulas han sido diseñadas para:

  • Solubilizar y disolver elementos tóxicos extracelulares.

  • Mejorar la oxigenación de los tejidos.

  • Activación de la circulación local.

  • Alteración de la permeabilidad de la pared de los adipocitos.

  • Reafirmación de los tejidos.

En la celulitis, la efectividad de la mesoterapia ha sido claramente contrastada.

La mesoterapia fue desarrollada en Francia hace aproximadamente 50 años y actualmente continua considerándose como un tratamiento altamente efectivo para combatir la celulitis. En medicina estética es la técnica más recomendada para tratar la celulitis y la grasa localizada.

La mesoterapia homeopática nos permite tratar la celulitis y la grasa localizada con garantía de seguridad y efectividad y con la gran ventaja de la ausencia de efectos secundarios.

Finalmente aplicaremos un método mecánico, la presoterapia, que ayuda a la estimulación del retorno venoso y linfático y potencia los efectos de la mesoterapia, mejorando los resultados.

La aplicación de este tratamiento combinado es muy eficaz y la mejoría se aprecia desde las primeras sesiones.


Otros tratamientos de Medicina estética corporal

Compartir